Baño

El baño está considerado como el ladrón de energía debido a dos razones principales.

La función principal de un baño es recoger y eliminar todas las impurezas presentes en los organismos. Cada vez que encendemos el grifo y el agua cae por el desagüe, toda la energía Qi del lugar también se expulsa y, lo que es peor, cuando la puerta del baño permanece abierta también ocurre esto mismo. La energía Qi presente en su entorno se absorbe a través de las tuberías y se elimina.

El componente predominante en el baño es el agua, que tiene polaridad Yin o negativa. La energía es mucho más fácil de descender que subir, y eso tiende a “empujar” la energía Qi fuera de la casa.

Dependiendo de la ubicación y la cantidad de baños en una vivienda, el rastro de energía positiva a través de los inodoros puede causar distintos problemas a todos los habitantes de la casa.

Siempre debe mantenerse limpio con la puerta cerrada y la tapa del inodoro hacia abajo. ¿Sabías lo importante que era el baño?

Lavabo